HAIKUVID – 19, TEXTITOS DE CUARENTENA

El concurso de haikus temáticos acerca de la pandemia recibió 70 poemas escritos por 14 personas. Voces que muestran parte de lo que sentimos mientras un virus nos encerró.

 

 

Hace tres meses Esteban Bresolin lanzó desde su espacio de Instagram “Que embole que tengo” un concurso de haikus temáticos acerca de la pandemia llamado Haikuvid – 19. En total llegaron 70 textos, de los cuales seis fueron ganadores y otros cuatro recibieron menciones especiales. El jurado estuvo compuesto por algunas plumas de la Timbó, la escritora Vanesa Manera y el filósofo Natalio Piccini. Los haikus ganadores recibieron premios donados por amigxs, familiares y pequeños emprendedores de la zona.

Estos haikus son voces del conurbano norte. Instantes, chispazos, suspiros, gritos, ocurrencias, impulsos. Poemas fugaces para rumiar. He aquí los resultados de este bello concurso:

 

1er PUESTO

Abre la puerta

Saluda a la tierra

Y todo pasó

Elsa Bengandino

 

2do PUESTO

Los murciélagos

ya no saben tan ricos

pasame la sal.

Raúl Gómez

 

3er PUESTO

Abejas mueren

Salvando los enfermos

En primavera

Emiliano Lopez

 

4to PUESTO

¿Vida exterior

detrás de las pantallas?

Pandemia aparte.

Mónica Landolfi

 

5to PUESTO

Ínfimo Virus

(Ni siquiera célula)

Rompe lo grande.

Toto La iacona

 

6to PUESTO

Lavé mis manos

Coloqué mi barbijo

¿Está Facundo?

Ramiro Nicolás Prieto

 

 

MENCIONES SIN ORDEN DE MÉRITO

 

A toda hora

siempre será posible

amar y reír

Tato Sosa

 

Soledad mía

amor en lejanía

soledad nuestra.

Milagros Flores y Elisa Etcheon

 

Solo queda ver

A través de un vidrio

Sin decir adiós.

Yanina Barrios

 

Lavé verdura

con lavandina.

Chancho Empacho.

Toto La iacona

 

TODOS LOS HAIKUVID

 

Y si otro dia

llega con la esperanza solo sonríe

Tato Sosa

 

Unión de seres

nos espera mañana

Incertidumbre.

Milagros Flores

 

Omnipresente

Madre tierra que enraíza

Todo lo que es

Elsa Bengandino

 

Reina mundial.

Banquete de almas hoy

hambre mañana.

Mariela Condró

 

Las lágrimas son

mares equivocados

que surgen locos

Yolanda Perillo

 

Llenos de orgullo

del personal de salud.

Gracias totales.

Raúl Gómez

 

Esta soledad:

lugares conocidos

por otros seres

Yolanda Perillo

 

Con alcohol en gel

y dandy tapaboca

Lloré en silencio

Toto La iacona

 

Vino sin vino,

el mal verso de covid

¿Solxs o muerte?

Alexis Delgado

 

Tan solo pedí

que no me falte nadie

Y me faltas tú.

Yanina Barrios

 

Tiempos distintos

suspendieron la vida

entre barbijos.

Mónica Landolfi

 

Es un problema

Queda solo matarlo…

No, a Macri no.

Ramiro Nicolás Prieto

 

Los caracoles

que arrastran su casa,

¿sufren arraigos?

Yolanda Perillo

 

Quién Marchó,

volvió Indignado

el gorila Marchó: contagió.

Toto La iacona

 

De masa madre

a yoga en el living.

La cuarentena.

Raúl Gómez

 

Dolor y miedo

proyectos suspendidos

sueños frustrados.

Milagros Flores

 

Ciclo interruptus

La vida ya no fluye

Abrazo ausente

Elsa Bengandino

 

Esa soledad

una desconocida

habita cerca

Yolanda Perillo

 

El vermu’ sana

Si no a la pandemia

a tu capocha

Ramiro Nicolás Prieto

 

 

Permanecemos

“la ñata contra el vidrio”

Hasta que escampe.

Mónica Landolfi

 

Sol pide perdón

por tal fría tristeza

ante las plantas

Emiliano Lopez

 

No te vi irte

No me pude despedir

Extraño abrazar.

Yanina Barrios

 

Tu aplicación

Hay recetas y dietas

Yo un afinador.

Tato Sosa

 

Se cierne voraz

Cual fiera insaciable

La presa soy yo

Elsa Bengandino

 

Cuidémonos hoy.

Covid no discrimina.

Queremos vivir

Raúl Gómez

 

La mosca vuela

sobre mis sueños quietos

y me despierta

Yolanda Perillo

 

Palabras ecos

pidiendo el auxilio

que tarde llega

Emiliano Lopez

 

¿No estoy solo?

Yo por esta lejanía

Siento despojo…

Nicolás Ramiro Prieto

 

Casi en secreto…

inesperadamente…

asalta vidas.

Estela Oriana

 

Recuerdos huecos

libertad encerrada

aburrimiento.

Milagros Flores

 

Incertidumbre

Que arrastra corrientes

Las hojas vuelan

Elsa Bengandino

 

Cerrá los ojos

Yo estoy a tu lado

Virus por medio

Ramiro Nicolás Prieto

 

Dolor del mundo

Nadie lo puede sanar

Ni rey ni Dioses

Emiliano Lopez

 

Abrió la puerta

Dio paso al silencio

La brisa frenó

Elsa Bengandino

 

Y por el otre

Nos quedamos atroden

¡Sufra Gorilón!

Ramiro Nicolás Prieto

 

Las aves blancas

se volverán montaña

cada mañana

Emiliano Lopez

 

Noches de insomnio

los días rutinarios,

oportunidad.

Milagros Flores

 

Amores viejos

Y dolores muy nuevos

Vuelan al viento

Elsa Bengandino

 

A las estrellas

las aguas del planeta

Sanarán pronto

Emiliano Lopez

 

El Universo

consumir todo fuego

de pronto puede

Emiliano Lopez

 

 Texto: Timbó

Imagen: Esteban Bresolín

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *